Posteado por: Octavio Pérez | mayo 12, 2011

IMPULSA TU RENDIMIENTO EN LA CIMA DE LA SUPERCOMPENSACIÓN.

¿ Te gustaría ser más fuerte, correr más rápido, saltar más alto, lanzar más lejos? ¿ Quieres batir tus mejores marcas y encontrar tu mejor forma física el día de la competición más importante?. Es el momento de cambiar el ejercicio improvisado por el entreno planificado. Distribuye tus sesiones de entrenamiento y  tus picos de rendimiento aplicando el principio más importante del entrenamiento, la supercompensación.

Adaptar el volumen y la intensidad del entreno al tiempo de recuperación es la llave maestra que nos abre la puerta de la mejora física. Esfuerzo y rendimiento van unidos por una correa transmisora que es el descanso. Ni excesivo, ni corto, en el punto medio es donde encontramos el momento perfecto para realizar el siguiente entreno. La aplicación de cargas de trabajo, correctamente planificadas, con los tiempos de descanso es lo que nos permite elevar el rendimiento a lo largo de una temporada y alcanzar nuestros objetivos. Saberlas combinar constituye la verdadera ciencia del entrenamiento.

 Curva de supercompensación

En primer lugar, al aplicarse una carga de entrenamiento se produce una fase de fatiga, de catabolismo muscular, donde consumimos nuestros sustratos energéticos y por tanto, disminuye nuestro rendimiento. A continuación hay una etapa de  de recuperación  donde se inicia el anabolismo o síntesis de proteínas y el restablecimiento de nuestras fuentes energéticas. Finalmente, nos encontramos con la fase de supercompensación donde llegamos a nuestra mayor capacidad de rendimiento, en el que nuestros niveles energéticos y hormonales han subido por encima de la curva de normalidad fisiológica, en ese punto de mejora física es cuando debemos de aplicar la siguiente carga de entreno.

Efectos de los diferentes ritmos de aplicación de las cargas de trabajo (Jurgen Harmann y Harold Tuneman)

 

Encontramos tres tipos de respuestas distintas según la frecuencia de la repetición y su intensidad:

Caso 1: La carga de trabajo se produce después de un adecuado periodo de reposo y en el momento exacto de la máxima curva de supercompensación produciendo una mejora continuada del rendimiento. Es el caso ideal.

Caso 2: La frecuencia de las cargas se producen sin el suficiente tiempo de recuperación produciendo una disminución del rendimiento e incapacidad funcional, pudiendo llegar  a una situación de sobre entrenamiento

Caso 3: El periodo de descanso es demasiado largo y el siguiente estimulo se aplica cuando los efectos de la supercompensación han desaparecido.  No hay mejora aunque si se mantiene la forma física. Se podría aplicar en periodo de competición.

Para realizar una correcta planificación de la temporada también debemos conocer los tiempos de recuperación de las distintas cualidades físicas, y aplicarlos teniendo en cuenta la densidad de la carga de trabajo ( volumen e intensidad) . La velocidad requiere de entre 8h y 24h de recuperación. La capacidad aeróbica suave ( carrera continua a bajas pulsaciones, caminar…) necesitan entre 10h y 24h de descanso. El entreno aeróbico medio ( entre 150puls y 170puls)  requiere entre 24h y 36h de recuperación. Los entrenamientos de fuerza máxima o de con un alto trabajo  anaeróbico requieren un descanso de entre 48 y 72horas. Ahora bien,  tengamos siempre muy presente el volumen de cada entrenamiento. Por ejemplo, si corremos un maratón necesitaremos más de 48h de recuperación, seguramente más de una semana.  La supercompensación se dará de la manera esperada si acertamos con los ejercicios y métodos de trabajo. Por tanto, podemos trabajar diferentes cualidades físicas a lo largo de una semana y sumar distintas curvas de supercompensación

Ejemplo de Micorciclo ( semana de entrenamiento) para un corredor de élite de 1500m en periodo preparatorio.

Día 1: Mañana: 12 kms de Carrera continua suave Tarde.  Fuerza máxima  Día 2 15kms de carrera continua media a 160 pulsaciones Día 3  Capacidad anaeróbica: 4x600m rec 6´ Día 4 Mañana:1h30´de Carrera continua suave Tarde.  Fuerza máxima  Día 5 Mañana: 12 kms de Carrera continua suave Tarde.  Potencia aeróbica: 8x1000m rec 2´ Día 6 15 kms de carrera progresiva Día 7 Descanso

Carga de entreno y recuperación son las dos caras de la misma moneda, inseparables, aprende a combinarlas e impulsa tu rendimiento a cuotas insospechadas

Tu camino hacia la cima es imparable.

Octavio Pérez

About these ads

Responses

  1. Excelente!!!

    • ¡¡Muchas gracias!! Me alegro que te haya gustado ;-)

  2. Eres un profesional!!!…nada mas que añadir…


Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 73 seguidores

%d personas les gusta esto: